martes, 18 de agosto de 2015

¿QUÉ ERA EL BAPHOMET?

Es un supuesto ídolo o deidad cuyo culto se le atribuye a los Caballeros de la Orden del Temple. Su nombre apareció por primera vez cuando los templarios fueron enjuiciados por herejes. Durante el proceso muchos de los caballeros de la orden fueron sometidos a tortura, y confesaron numerosos actos heréticos. Entre ellos se incluyó la adoración a un ídolo de este nombre. Se cree que esta presunta deidad tenía una cabeza barbada y con pequeños cuernos. Esto explicaría por qué razón los templarios fueron acusados de herejes tras haber tomado contacto, en Tierra Santa, con los sarracenos y sus creencias. Se ha apuntado a que el nombre pudiera ser una variante local del nombre Mahoma. Los templarios acusados de herejes vivían en Occitania, cuya lengua local era el occitano. En las lenguas vecinas se usaron los términos Mahomet (francés) y Mafumet (catalán).

Esta hipótesis se apoya en que en el acta contra los templarios no se dan mayores explicaciones, apuntando a que era un término de uso habitual. 
La MASONERÍA, los ILUMNINATI y los ROSACRUCRES, han empleado este ídolo, identificado con el dios de la Luz. Otras fuentes más aventuradas destacan que esta cabeza (no ya una mera representación, sino una cabeza humana embalsamada) no era otra que la de Juan el Bautista. No ha faltado quien sostiene que la testa barbuda en cuestión correspondería a Jesucristo. Esto último estaría contradiciendo la creencia en la Resurrección. Suele relacionarse también el nombre BAPHOMET con la fusión de dos términos griegos cuyo significado aproximado es el de bautismo de sabiduría. BAPHOMET era el encargado en el purgatorio de los siete infiernos y de los diferentes demonios de los siete pecados capitales. En 1589, PETER BINSFELD asoció cada pecado capital con un demonio, que tentaba a la gente por medios asociados al pecado. Según "La Clasificación de los Demonios por Binsfield", es la siguiente:

Asmodeo: Lujuria
Belcebú: Gula
Mammon: Avaricia
Belfegor: Pereza
Satanás: Ira
Leviatán: Envidia
Lucifer: Soberbia


BAPHOMET, en el Tarot, esta imagen está asociada a las calamidades y se la denomina como el diablo. La religión judía prohíbe las representaciones divinas con cuerpo de naturaleza humana o animal, por tanto, empleaban figuras híbridas de animales y humanos, para representar figuras jerárquicas como el caso se los querubines. En la tradición hermética, el toro, el macho cabrío, el león, el águila, el perro, son parte de la simbología, que se ha conservado en Egipto y la India. En la alquimia, el macho cabrío, es el fuego y símbolo de la generación. La figura del BAPHOMET, tiene cabeza de macho cabrío con doble cornamenta y en medio de ella, una antorcha ardiente, que es la espiritualidad. Estos cuernos representan fuerza, potencia. La figura extiende los brazos uno hacia arriba y el otro hacia abajo, apuntando a una luna blanca y otra negra, respectivamente. Además tiene alas y pezuñas de cabra. En ocasiones se le representa con pechos femeninos. El pentáculo invertido representa la magia negra. Las letras en las puntas del mismo, significan el Leviatán. El rostro del macho cabrío representa la sexualidad y la vida. Fue el cristianismo el que atribuyó una identificación con el mal de esta figuraA partir de 1854, con la aparición de DOGMA Y RITUAL DE LA ALTA MAGIA, obra del célebre ocultista francés Eliphas Lévi, la figura de BAPHOMET ha sido, en gran medida, tergiversada. Desde entonces, su vinculación con el macho cabrío de los aquelarres, como así también Satanás u otros demonios menores ha sido inevitable.

0 comentarios: