miércoles, 20 de diciembre de 2017

LA VERDADERA HISTORIA DEL ORIGEN DE SANTA CLAUS

La historia del origen es mítica y tiene relación con la figura inspirada en SAN NICOLÁS DE MYRA o SAN NICOLÁS DE BARI, obispo, quien vivió en el siglo IV en Anatolia, Turquía, y que a la fecha posee más de dos mil templos en tributo a él por mundo. Actualmente sus reliquias se conservan en Bari, Italia, porque cuando los musulmanes conquistaron territorio turco, un grupo de católicos sacó de allí en secreto las reliquias del santo y se las llevó a la ciudad italiana. Nicolás era hijo de una familia acomodada, pero él destacó por su sencillez y servicio hacia los demás. Su padre deseaba que siguiera sus pasos comerciales en el Mar Adriático, mientras su madre pretendía que fuera sacerdote como su tío, el obispo de MYRA.

El deseo de sus padres quedó en el tintero luego de que la peste se los llevara y en ese momento su obra cobró sentido.  El muchacho, conmovido con la desgracia repartió sus bienes entre los necesitados y se encomendó a la religión para ordenarse como sacerdote. En torno a su figura destacan historias de milagros y sus bondades para con la gente pobre. Tal fue la admiración que sintieron por él que se convirtió en santo patrón de Grecia, Turquía, Rusia y la Lorena (Francia). La historia cuenta que Nicolás regaló en secreto una bolsa llena de monedas de oro a tres mujeres a cuyo padre no tenía los recursos cuando cumplieron la edad de casarse. Se cuenta que el sacerdote entraba por una ventana y ponía la bolsa de oro dentro de los calcetines de las niñas, que colgaban sobre la chimenea para secarlos.

Los registros indican que la transformación ocurrió en el año 1624. Según algunas historias e investigaciones, fue en el siglo XVII cuando la imagen de SANTA CLAUS llegó a Estados Unidos procedente Holanda,-país en el que se venera a SINTERKLAAS o SAN NICOLÁS, un personaje que trae regalos a los niños el 5 de diciembre. Sin embargo, en 1809 el escritor WASHINGTON IRVING deformó el nombre del santo holandés SINTERKLAAS en la vulgar pronunciación SANTA CLAUS. Este podría considerarse el nacimiento del nombre. Luego el poeta CLEMENT CLARKE MOORE hizo su aporte en un poema donde habla de SANTA CLAUS como enano y delgado, pero que regala juguetes en vísperas navideñas a los niños y viaja en un trineo tirado por nueve renos incluyendo al líder, RODOLFO.

En 1863 SANTA CLAUS adopta su nueva fisionomía gracias Thomas Nast, un dibujante que diseñó al personaje para sus tiras navideñas en Harpers Weekly. Sus vestimentas nuevas tendrían influencia de los obispos de antaño y sin relación con SAN NICOLÁS DE BARI. Se cree que su creador se basó en las vestimentas de los obispos de viejas épocas para crear este SAN NICOLÁS, que en ese momento ya nada tenía que ver con SAN NICOLÁS DE MYRA o SAN NICOLÁS DE BARI. A fines del siglo XIX, a partir de un anuncio estadounidense de la Lomen Company, empresa estadounidense del sector frigorífico, quien incorporó la tradición de que PAPÁ NOEL procedería del Polo Norte; y se popularizarían completamente los renos navideños como medio de trasporte de SANTA CLAUS.

Eso sí, en 1930 Coca Cola adquirió los derechos de este objeto viviente y en sus anuncios publicitarios lo comenzó a utilizar. Aunque la leyenda de Papá Noel sea antigua y compleja, y proceda en gran parte de San Nicolás, la imagen familiar de Santa Claus, con el trineo, los renos, y las bolsas con regalos es una invención estadounidense. La imagen del PAPÁ NOEL vestido de rojo, con cinturón y botas negras, se quedó en el imaginario popular y jamás ha sido cambiada. Hoy día la historia difiere bastante. SANTA CLAUS vive en el polo norte donde mantiene un taller con duendes que le ayudan a fabricar los juguetes solicitados por los niños de todo el mundo. Además se mueve a través de un trineo llevado por al menos 9 renos: RUDOLPH, DONNER, BLITCHER, COMETA, CUPIDO, BRILLANTE, DANZANTE, CENTELLA Y ZORRO. Y que deja los regalos al pie del árbol de Navidad.

0 comentarios: