martes, 29 de junio de 2021

DIFERENCIAS Y SIMILITUDES ENTRE SAN PEDRO Y SAN PABLO

Se dice que son las dos columnas de la Iglesia. Dieron su vida por Jesús y gracias a ellos el cristianismo se extendió por todo el mundo.

Diferencias:
-Antes de Jesús, Pablo fue miembro de las sinagogas fariseas. Inteligente y bien preparado, Pedro era un humilde pescador de oficio.

-Podemos establecer que sus llamados, aunque comparten el propósito, fueron distintos pues Pedro le esperaba y Pablo le perseguía: Pedro fue encontrado haciendo su trabajo, pescando, Jesús le ofrece un nuevo sentido, hacerlo “pescador de hombres”, la respuesta fue inmediata Mt 4, 18-20.

A Pablo le encontró persiguiendo a sus seguidores, y sabiendo que en cada Cristiano esta Jesús, él Señor le pregunto ¿Por qué me persigues?, pasando así de perseguidor a Discípulo Hch 9, 1-6.

-Pedro fue uno de los 12 apóstoles de Jesús, vivió momentos muy importantes con Él, le vio caminar sobre las aguas, presenció la transfiguración, fue invitado a orar en el huerto de Getsemaní y más tarde le acompañó en su aprehensión, le vio ascender al cielo y después de verle resucitado fue lleno del Espíritu Santo en Pentecostés. Pablo no fue apóstol directo del Señor, pero tuvo un encuentro vivo con Él, todo cuanto alimentó su fe posteriormente lo aprendió por medio de la oración y el testimonio de los discípulos.

-Con Jesús, Pedro pasó del miedo y la negación a la certeza. Pablo, de perseguir cristianos a ser uno de sus más importantes voceros.

Su misión:
Pedro se dedica en especial a la evangelización de los judíos, Pablo anuncia la Buena Nueva a los paganos, así nos lo cuenta el mismo Pablo en Gálatas 2, 7-8.

-Pedro fue puesto por Jesús como responsable de su Iglesia, Pablo es considerado “el apóstol de las naciones” pues viajo kilómetros formando nuevas comunidades cristianas.

Similitudes:
-Ambos, a su manera negaron a Jesús. Pedro durante la Pasión de Cristo es descubierto por la sirvienta de la casa y en tres ocasiones, tal como Jesús había dicho que lo haría le negó, afirmando que no lo conocía, por miedo.

Pablo le negó proyectando violencia y muerte hacia los primeros cristianos.

– Teniendo motivos para renunciar y darse por vencidos ante sus errores se dieron cuenta que eran amados y que hay gracia y misericordia para todos, nadie puede caer tan bajo que Dios no nos encuentre “…pero donde abundó el pecado, sobreabundó la gracia” Rom 5, 20. Estamos familiarizados con el pecado, estos dos apóstoles conocieron el pecado de primera mano, y es por esto que experimentaron el amor, la gracia y misericordia de Dios que predicaron.

-Ambos vivieron en Roma durante el tiempo del emperador Nerón por lo que enfrentaron una época difícil donde la superstición, magos y adivinos, los ídolos, la persecución y martirio de cristianos en las calles era algo de todos los días, ambos lucharon por y con Dios, encontrando fuerza para hacer frente a esto sin desanimarse, por el contrario, predicaron los dos la importancia de vivir en ALEGRÍA.

En palabras de Pablo: “Estén siempre alegres, oren sin cesar y den gracias a Dios en toda ocasión; esta es, por voluntad de Dios, su vocación de cristianos”1 Tes 5, 16-18

Por su Parte Pedro nos invita a vivir con alegría aun en las pruebas: “Por eso estén siempre alegres, aunque por un tiempo tengan que ser afligidos con diversas pruebas”1 Pe 1, 6

-Jesús les cambia el nombre al descubrirles su misión, de Simón a Pedro (o sea piedra), y de Saulo a Pablo.

-El libro de Hechos de los apóstoles, en el capítulo 4 y después en el 16 nos narra cómo ambos fueros perseguidos y encarcelados por predicar a Jesús y sanar en su nombre, y aún en prisión, los dos no pudieron dejar de hablar de Él; Pedro les responde ante la orden de no enseñar el nombre de Jesús “No podemos dejar de hablar de lo que hemos visto y oído”, mientras que Pablo no dejaba de alabarle.

-Más tarde ambos sufrieron el martirio, Pedro, como narra la tradición, crucificado cabeza abajo, y Pablo degollado, no podían condenarlo a morir en una cruz, ya que era una muerte reservada para los esclavos.

-Coautores (Inspirados por el Espíritu Santo) de la Biblia, Pedro escribió dos cartas mientras que Pablo ¡14!

-Nos enseñan que nunca es tarde para el servicio, ambos hicieron apostolado a avanzada edad.

-Los textos Bíblicos y la tradición los describen como hombres de carácter fuerte e impulsivos, si te identificas con ellos, debes de saber que Dios hace grandes cosas a través nuestro, importar nuestras características o limitaciones.

-Ambos nos invitan a trabajar por ser mejores, no conformarnos y tratar de ser perfectos, tal vez sea un camino largo y difícil pero nos acercará a una vida en paz, felicidad y santidad.

Se sabe que Pedro y Pablo, por su forma de ser no pudieron predicar juntos, pero como puedes ver, encontré mas similitudes que diferencias y es que, aunque cada persona es creada de forma única, cuando tenemos a Dios como común denominador, serán mas las cosas con las que podamos identificarnos con otros, que lo que nos divida.

0 comentarios: