martes, 1 de febrero de 2011

Después de dos semanas de ausencia, el coordinador de contenidos de EL ALFA Y LA OMEGA, y una reconciliación profesional entre el director del multipremiado programa, recupera su sillón, el mismo más preciado que el Sillón de Rivadavia, vuelve con su dueño. En declaraciones a este medio manifestó: "me preocupaba perder el lugar que me he ganado en el programa y se que Graciela García y Víctor Balseiro lo codiciaban, es feo que "amigos" se queden con algo que no les pertenece”, afirmó indignado Guzmán…

0 comentarios: