miércoles, 28 de febrero de 2018

LA SALUD DEL PLANETA-PRIMERA PARTE


Más de 16.000 científicos firmaron advertencia a la humanidad sobre la salud del planeta. La comunidad científica de 184 países publicó una segunda advertencia a la humanidad indicando que debemos cambiar nuestras malas conductas para ayudar al planeta. En 1992, 1700 científicos independientes, firmaron “La Advertencia de los Científicos del Mundo a la Humanidad”. La carta indicaba que “los seres humanos y el mundo natural están en curso de colisión, y, si el daño ambiental no se detiene nuestro futuro estará en riesgo”.

Esta carta fue noticia hace 25 años, pero el mundo todavía se enfrenta a enormes desafíos ambientales. Fue así que el científico ambientalista William Ripple y sus colegas decidieron crear una nueva carta. Desde su publicación en la revista BioScience, cientos de científicos se han unido a esta iniciativa. El texto de la misma nos da cuenta, que, si no hay una oleada de presión pública para cambiar el comportamiento humano, el planeta sufrirá un daño sustancial e irreversible. La desertificación es una de las consecuencias del calentamiento global, no se trata de un fenómeno natural que no tiene que ver con los humanos, dijo Ripple, un distinguido profesor de ecología en la Universidad de Oregon.

Si no tenemos una biosfera saludable y seguimos teniendo problemas ambientales importantes por el cambio climático, esto afectará el bienestar y la calidad de vida de la población mundial. Las personas deben entender que estamos tratando de salvarnos a nosotros mismos de una miseria catastrófica enorme. Aunque ha habido un puñado de cambios positivos, los datos actuales muestran que muchos problemas ambientales, se han empeorado alarmantemente desde que se escribió la primera carta.

Desde 1970, las emisiones de dióxido de carbono han aumentado marcadamente, en aproximadamente un 90%. El 78% de esto proviene de la quema de combustibles fósiles, como el uso del carbón para calentar nuestras casas y conducir automóviles que usan gasolina y mediante procesos industriales básicos y actividad humana, que representan la mayoría del aumento total de emisiones de gases de efecto invernadero desde 1970 a 2011, según la agencia de protección ambiental. Esa actividad humana ha ayudado a aumentar la temperatura promedio global.

2016 fue el año más caliente que se haya registrado, según la Agencia Aeronáutica de los EEUU, la NASA. De hecho, los 10 años más cálidos en el record de 136 años se han producido desde 1998, según los datos más recientes disponibles. Aunque el gobierno de Donald Trump ha dicho que los programas de cambio climático son una pérdida de dinero y que el cambio climático en si es un “engaño costoso”, los datos sugieren que los aumentos de temperatura probablemente causarán escasez en los cultivos alimentarios del mundo. El clima será más dañino, con tormentas más intensas. Los niveles del mar aumentarán y amenazarán ciudades costeras como Miami y Nueva Orleans.

Zonas Muertas: Advierte la nueva carta sobre el aumento de un 75% en el número de zonas muertas en el océano desde la publicación de la primera carta. Las zonas muertas son las áreas en los océanos, grandes lagos y ríos donde la vida marina muere o es alejada porque la zona carece de oxígeno suficiente. Aunque las zonas muertas pueden darse de forma natural, son creadas en gran parte por la contaminación excesiva de nutrientes de las actividades humanas como la contaminación agrícola e industrial, de acuerdo con el Servicio Nacional del Océano. Hay muchas zonas muertas a lo largo de la costa este de los Estados Unidos y en los Grandes Lagos, y el segundo más grande del mundo se encuentra en el norte del Golfo de México.

Los científicos creen que hay al menos 405 zonas muertas en todo el mundo. Ello no es solo una mala noticia para los peces y plantas que viven allí; son malas noticias para los humanos que comen pescado o mariscos que necesitan que los peces sobrevivan. La zona muerta en la Bahía de Chesapeake, por ejemplo, que mide 1,89 millas cúbicas, o casi el volumen de 3,2 millones de piscinas olímpicas, resulta en la pérdida de decenas de millones de peces, que humanos y cangrejos comen. Pese a los desafíos de este caso, el presupuesto que propuso Donald Trump recortaría los fondos de limpieza para la bahía de Chesapeake, los Grandes Lagos y otras masas de agua con zonas muertas.

Informe de Jen Christensen para la CNN, 15 de Noviembre del 2017.

Desde Costa Rica
Jorge Muñoz Somarribas
Coordinador
ANUNCIAR Contenidos Latinoamerica

miércoles, 21 de febrero de 2018

SUCOT


Sucot, es una festividad judía, llamada también precisamente «Fiesta de las Cabañas» o «de los Tabernáculos», que se celebra a lo largo de 7 días en Israel (del 15 al 22 de Tishrei, en septiembre-octubre) y 8 días en la diáspora judía (hasta el 23 de ese mes). Es una festividad de origen bíblico que rememora las vicisitudes del Israel durante su deambular por el desierto, y la precariedad de sus condiciones materiales simbolizada por el precepto de morar en una cabaña provisoria o sucá, luego de la salida de la esclavitud en Egipto: «A los quince días de este mes séptimo será la fiesta solemne de los tabernáculos a Elohim por siete días»

Junto a las de Pésaj (pascua) y Shavuot (semanas o Pentecostés), es considerada una de las festividades más importantes del judaísmo (por ser una de las tres peregrinaciones), en las que se acostumbraba —en la época del templo de Jerusalén— peregrinar a Jerusalén, más precisamente al templo de Jerusalén, quedando prácticamente vacío todo el reino de Israel. Esta festividad consiste en días no laborales (1 en Israel, 2 en el resto del mundo) y 4 días festivos laborables (5 en Israel). Estos son seguidos por la fiesta de Shminí Atzeret y Simjat Torá, considerada una festividad distinta de Sucot, constituida por 2 días no laborables (1 en Israel, 2 en el resto del mundo). Los días festivos no laborables tienen las mismas prescripciones que Shabat, con la diferencia de que en Sucot está permitido cocinar y cargar cosas en áreas públicas sin necesidad de un Eruv. De las mitzvot que se observan en esta fiesta es reunir las primicias de las cuatro especies o Arbaat Haminim, compuestos por el lulav, una hoja de palma cerrada; el etrog y un fruto de cidro; los hadasim, por otra parte, incluyen tres hojas de mirto ; y las aravot, por último, algunas hojas de sauce. El origen de este mandamiento está en Levítico (23-40): « El primer día ustedes tomarán frutos de los mejores árboles frondosos y sauces del río, y se alegrarán en la presencia del Señor, su Dios, durante siete días».

El rezo de la mañana de los 7 días de la fiesta -exceptuando el sábado- se lleva a cabo la ceremonia de Netilat Lulav o Agitar el Lulav, en la cual se toman los Arbá Miním y se agitan a los cuatro puntos cardinales acompañado por un movimiento hacia arriba y hacia abajo. Esta ceremonia se lleva a cabo durante la recitación del Halel compuesto de los salmos 113—118. Después de Yom Kipur venía la fiesta de la cosecha o de los tabernáculos, para celebrar la terminación del ciclo agrícola con la vendimia y la cosecha de aceitunas. Durante esta fiesta, la gente vivía en «tabernáculos» o enramadas de ramas verdes, en conmemoración de su anterior peregrinación como nómadas (Levítico 23: 34-43; Deuteronomio 16: 13-15). Esta fiesta se iniciaba con un día de reposo ceremonial el día 15 de Tishri, y duraba 7 días. Era seguida inmediatamente de otro día de reposo, una «santa convocación», el día 22 (podría llamarse la octava de los tabernáculos). La fiesta de la cosecha era la tercera de las fiestas anuales, cuando debían reunirse todos los varones de Israel en Jerusalén, como lo relata el libro del Exodo 23-16, 17; 34-22, 23.

“También celebrarás la fiesta de la Cosecha, o sea, de las primicias de tus trabajos, de lo que hayas sembrado en los campos. Y al comienzo del año, cuando recojas los frutos de tu trabajo, celebrarás la fiesta de la Recolección. Todos los varones se presentarán delante del Señor tres veces al año”.

“Celebrarás también la fiesta de las Semanas, la de los primeros frutos de la cosecha del trigo y además, la fiesta de la Recolección, al término del año. Tres veces al año todos los varones se presentarán delante del Señor, el Dios de Israel”

EL HAJJ


El hajj, el quinto de los pilares del islam, estipula que cada musulmán debe peregrinar, al menos una vez en la vida, a la ciudad de La Meca, siempre y cuando tenga los medios económicos y las condiciones de salud necesarias. El hajj es importante en la religión musulmana porque despoja a los creyentes de todo símbolo de riqueza y estatus igualándolos. La peregrinación recuerda a cada musulmán que todo el mundo es igual ante los ojos de dios (Allah para los musulmanes). La fiesta del Sacrificio o Eid al-Adha tiene lugar durante el hajj, se celebrada el décimo día del mes de du l-hiyya y rememora la voluntad de Abraham (Ibrahim) de sacrificar a su hijo como un acto de obediencia a Dios.

El primer día
El peregrinaje comienza en Miqat donde debe despojarse de sus vestimentas para portar el ihrām, túnica blanca, así el peregrino entra en estado de sacralización. Entonces, se declara la intención (niyya) de hacer la peregrinación mediante una fórmula repetida tres veces. Se dan siete vueltas alrededor de la Kaaba (tawaf) pasando entre dos lugares llamados Safā y Marwa (separados por 420m) en recuerdo de la errancia de Agar cuando buscaba agua para su hijo Ismael. Se besa la Piedra Negra (matāf). Después, se bebe agua del pozo Zamzam. El Corán dice que la Kaaba fue construida por Abraham (Ibrahim) y su hijo Ismael (Ismail), y en una de sus esquinas contiene una reliquia, un meteorito de origen indeterminado, o una piedra negra. Seguidamente, se acude al lugar llamado Mina, a 4 km de la la Meca, y se hacen las oraciones del mediodía, de la puesta de sol y del alba

El segundo día
Por la mañana se acude al monte Arafat, a unos 20 km de Mina, allí se ora al mediodía y por la tarde hasta la puesta de sol, momento en el que Mahoma pronunció su discurso de despedida o wuqūf. Acto seguido, los fieles se dirigen a otro sitio conocido como Muzdalifa donde buscan piedras que usarán al día siguiente. En Muzdalifa se realizan oraciones durante la noche.

El tercer día
Tras la oración de la mañana, los fieles regresan a Mina, durante el camino el peregrino se topa con tres pilares que simbolizan el recorrido que realizó Iblís, el demonio, al intentar disuadir a Abraham. Los fieles lapidan esos pilares con las piedras recogidas en Muzdalifa, es lo que se conoce como Lapidación del diablo o Jamrat al-‘Aqaba. También se celebra el “Eid” o sacrificio del cordero en recuerdo del que Abraham sacrificó en lugar de su hijo. Una vez de vuelta a la mezquita de la Meca, los fieles repiten las vueltas alrededor de la Kaaba y los recorridos entre Safā y Marwa. Los fieles acuden otra vez de la Meca a Mina donde permanecen dos o tres noches.

Del cuarto al sexto día
Los fieles vuelven a lapidar los pilares y retornan a la meca para realizar la última circunvalación (tawaf), la del adiós. Los fieles salen del estado de ihrām: los hombres se rapan la cabeza y las mujeres se cortan unos pequeños mechones. Todos los musulmanes deben ir a esta peregrinación por lo menos una vez en su vida, salvo en casos exceptuados como la falta de dinero o el impedimento por enfermedad. Sin embargo, hay ocasiones en las que se ayuda económicamente a los que no posean los recursos, ya que es uno de los eventos más importantes para el Islam, porque afirma el lugar en el mundo de los musulmanes al eliminar los símbolos de riqueza y estatus. El Hajj sirve para recordar que todos son iguales ante la mirada de Dios.

El Hajj también pretende reunir a todos los musulmanes de diversas nacionalidades en un solo lugar, absolviéndolos del pecado y acercándolos a Alá. Este viaje hacia La Meca recrea la travesía emprendida en el año 632 por Mahoma, fundador del Islam y que para sus seguidores fue el último profeta enviado a la Tierra para difundir el mensaje divino. La ceremonia más relevante que se lleva a cabo en su marco es el Eid al-Adha o Celebración del Sacrificio. Este peregrinaje, que atrae la atención mundial año tras año debido a su exponencial movilización, se puede realizar sólamente por seguidores del Islam, y está prohibido el ingreso a La Meca y a Medina de no creyentes, por lo que muy pocas personas no pertenecientes a la fe han podido presenciar este acontecimiento en carne propia. Hay gente que logró formar parte, pero es ilegal. La penalidad si alguien es descubierto tratando de colarse a la peregrinación es la deportación. Se lleva a cabo un chequeo de documentación a la entrada, y se prohibe el ingreso de toda persona que no logre demostrar que es musulmana.

El gobierno de Arabia Saudita expide visas especiales -se otorga un número de documentos a cada país de acuerdo a la cantidad aproximada de creyentes que habite allí- para aquellos musulmanes que formen parte del peregrinaje, y hay agencias de viaje y tours diseñados particularmente para este evento. En línea con los principios de esta religión, las mujeres no pueden viajar solas, sino que deben movilizarse sí o sí con un hombre -un guardián llamado Mahram- a menos que tengan más de 45 años y viajen con un grupo o cuenten con una autorización escrita y firmada por el guardián. Una vez en la peregrinación, la vestimenta también es fundamental. La gente debe ataviarse con túnicas simples y de color blanco conocidas como Ihram, que simbolizan igualdad y modestidad. Intentan ocultar las diferencias de estatus, poder y dinero, para que todos sean iguales.

COMO SE DETERMINA LA FECHA DE PASCUA


Cada año que pasa vemos que la fecha de Pascua no es siempre la misma, unas veces cae en marzo y otras veces en abril sin responder, aparentemente, a ninguna lógica. Desde los comienzos de la cristiandad, y durante muchos años, no hubo unidad de criterios respecto a la determinación de la fecha de la celebración de la Pascua de Resurrección, cuestión que estuvo ligada a discrepancias entre los diversos calendarios que existieron durante muchos siglos. En el año 325 se celebró el Concilio de Nicea y allí se resolvieron dos cuestiones muy importantes en esta historia: la Pascua debe celebrarse en el día del Señor, o sea en domingo y la fecha de la Pascua no debía coincidir con la Pascua Judía.

La Pascua judía o Pésaj recuerda el cruce del pueblo de Israel por el mar Rojo a la salida de Egipto, hecho que se habría producido en la Luna llena siguiente al equinoccio de primavera del hemisferio norte. Hay que tener en cuenta que la fecha de la Pascua judía está basada en un calendario lunar como lo era el del pueblo hebreo y se celebra el día 15 del mes de “nisán” fecha que coincide con el mes de marzo o abril de nuestro calendario actual. En el año 46 a. C. el emperador romano Julio César llevó a cabo una reforma del calendario el cual pasó de estar basado en la Luna a estar basado en el Sol, unificando así el calendario en todo el imperio. El calendario lunar anterior databa del siglo VII a. C. que, a su vez, provenía del calendario griego con sus ciclos de cuatro años basado en las olimpíadas (período entre dos juegos olímpicos)

Con el correr de los siglos se vio que el calendario tenía errores e iba sufriendo defasajes que eran cada vez más notorios, cada 128 años se producía el agregado de un día lo cual causaba que las fechas del equinoccio y del solsticio se retrasaran cada vez más. Esto afectaba a las celebraciones litúrgicas de la Iglesia Católica que estaban ligadas a la fecha de la Pascua de Resurrección, la cual a su vez estaba ligada al equinoccio. Pero este no era el único problema, también se alteraban las fechas de inicio de las estaciones del año, con el correspondiente impacto en la vida social a través de la actividad agrícola (las épocas de siembra y las épocas de cosecha), el cobro de impuestos y otras cuestiones administrativas.

Estos inconvenientes condujeron a una nueva reforma del calendario en el año 1582 impulsada por el papa Gregorio XIII. La principal medida que se tomó fue cubrir el defasaje de diez días existente entre el calendario solar y el calendario civil para lo cual se pasó inmediatamente del día 4 de octubre al día 15. Por otro lado se hicieron algunos ajustes en la determinación de los años bisiestos de acuerdo a la siguiente regla: “La duración básica del año es de 365 días; pero serán bisiestos (es decir tendrán 366 días) aquellos años cuyas dos últimas cifras son divisibles por 4, exceptuando los años que expresan el número exacto del siglo (100, 200..., 800..., 1800, 1900, 2000...), de los que se exceptúan a su vez aquellos cuyo número de siglo sea divisible por 4”.

En base a las premisas del Concilio de Nicea, se estableció que la Pascua de Resurrección se celebraría el primer domingo después de la Luna llena que coincida o que suceda al equinoccio de primavera del hemisferio norte y en caso de que la Luna llena tuviera lugar en domingo, la Pascua se traslada al siguiente. La reforma del calendario llevada adelante por el papa Gregorio XIII siguió estos lineamientos para que la Pascua de Resurrección se celebrara en la primavera del hemisferio norte, en fecha cercana al equinoccio del mes de marzo pero incluyó algunas modificaciones de forma tal que la fecha estuviera siempre entre el 22 de marzo y el 25 de abril. Desde el punto de vista estrictamente astronómico hay dos cuestiones que harían bastante complicado el cálculo preciso de la fecha de la Pascua de Resurrección:

-determinación la fecha exacta del equinoccio
-determinación el momento exacto de la Luna llena

La fecha en la que tiene lugar un equinoccio (o un solsticio) no es siempre la misma, en el caso del equinoccio de primavera en el hemisferio norte (y de otoño en el hemisferio sur) puede caer entre el 19 y el 21 de marzo producto de la complejidad del movimiento de la Tierra alrededor del Sol. Por otro lado, describir con suma precisión la órbita lunar y, por ende, determinar los instantes en que se producen las fases lunares también tiene importante grado de dificultad.

Lógicamente estas cuestiones no podían estar en discusión en el año 325 durante el Concilio de Nicea ya que no existían ni los conocimientos ni los instrumentos necesarios para resolver este tipo de problemas. Para el cálculo de las fases de la Luna, el Concilio de Nicea adoptó el ciclo de Metón, método ideado por el astrónomo ateniense Metón que vivió en el siglo V a.C. y que consiste en calcular las 235 lunaciones que tienen lugar en un lapso de 19 años. En cuanto a la determinación de la fecha del equinoccio, se adoptó convencionalmente como fecha el 21 de marzo sin tener en cuenta los desplazamientos que pueden producirse entre 19 y el 22. Si llegara a existir una superposición entre la Pascua de Resurrección y la Pascua Judía, la primera se adelanta al domingo anterior o se pasa al siguiente, de acuerdo a las tablas confeccionadas por el Vaticano en la reforma de 1582.

Si bien el origen de la celebración de la Pascua se basa en hechos históricos y en antiguas tradiciones con un profundo sentido espiritual para el judaísmo y el cristianismo, no deja de ser interesante aprender sobre sus connotaciones astronómicas. Durante siglos la humanidad tuvo un único reloj en el cual inspirarse para confeccionar sus calendarios. Un reloj de movimientos muy complejos, pero predecibles al fin, que le llevó a los científicos más de dos mil años descubrir sus más sutiles secretos. Ese reloj no es otra cosa que la esfera celeste.

Fuente:

BARÓN DE BADEN-POWELL

(Robert Stephenson Smyth, primer Barón de Baden-Powell; Londres, 1857 - Nyeri, 1941) General inglés. Baden-Powell destacó particularmente por la heroica defensa que hizo de Mafeking durante 217 días en el transcurso de la Guerra de los Boers (1899-1902), así como por ser el fundador de los Boy Scouts (1907), organización en la que Baden-Powell era a menudo designado con sus inciales, B.P. También ayudó a su hermana, Agnes Baden-Powell, en la gestación de la rama femenina de la organización, las Girl Guides. Educado en el elitista Chaterhouse School de Londres, en el año 1876 ingresó en el ejército británico, en el que formó parte del 13º Regimiento de Húsares en la India. Entre los años 1884 a 1885, Baden-Powell participó en las guerras de Bechuanaland y Sudán, en donde sorprendió gratamente al Estado Mayor por el magnífico uso que hizo de globos aerostáticos para observar los movimientos enemigos.

Desde 1888 a 1895 estuvo destinado sucesivamente en la India, Afganistán, Zululandia y Axanti (actual Costa de Oro). En esta última guerra estuvo al mando de un batallón de indígenas que se destacó por su fiereza en la lucha cuerpo a cuerpo con el enemigo. Poco antes del estallido de la Guerra de los Boers (1899-1902), Baden-Powell fue enviado a África del Sur, donde desempeñó varios puestos de relevancia que le sirvieron para ascender en el escalafón militar. Sirvió como oficial del Estado Mayor en la campaña de Matabeleland (actual Zimbabwe), y detentó los grados de coronel de Caballería no Regular en Sudáfrica y teniente coronel de la Quinta Guardia de Dragones. En la Guerra de los Boers defendió con valentía y con apenas 1.200 hombres, desde el 12 de octubre de 1899 al 17 de mayo de 1900, la plaza de Mafeking contra un numeroso ejército bóer, hasta que fuerzas inglesas acudieron a levantar el sitio. Como premio a semejante comportamiento, Baden-Powell fue ascendido al grado de general. Entre los años 1900 a 1903, estuvo al frente de la organización y dirección de las fuerzas policiales en la región del Transvaal.

De regreso a Inglaterra, fue nombrado inspector general de Caballería y fundó, en el año 1904, la Cavalry School Metheravon, en Wiltshire. Por méritos de guerra, fue ascendido al grado de general de división y, posteriormente, en 1907, al de teniente general. En 1910, Baden-Powell decidió retirarse del ejército activo para dedicarse por entero a los Boy Scouts, organización juvenil que había creado dos años antes y que pronto se difundió de una manera extraordinaria por el mundo entero. La organización de Baden-Powell se estructuró en base a la confianza sin límites que todos sus miembros tenían que demostrar sobre sí mismos y en un código propio de conducta moral muy próximo al militar. Baden-Powell puso en práctica todos sus conocimientos en el campo de la obtención de información sobre un territorio hostil conseguidos durante sus duras expediciones por África y la India.

En 1920, organizó en Londres la primera reunión mundial de los Boy Scouts, The Boy Scouts Jamboree (Gran Reunión de Exploradores Scouts), en la que fue aclamado por unanimidad presidente mundial de la organización. Durante los 92 años de existencia del movimiento, alrededor de unos 250 millones de personas han pertenecido alguna vez en su vida a los Boy Scouts. Como premio a sus méritos y servicios a la Corona (el último de ellos desempeñado en el departamento de Inteligencia británico durante la Primera Guerra Mundial), en el año 1929 obtuvo la baronía para su apellido, además del reconocimiento y múltiples condecoraciones con las que fue galardonado en diferentes países, entre ellas la Gran Cruz de Alfonso XII (España) y la Gran Cruz Orange-Nassau (Holanda). Nombrado presidente de la Royal Geographic Society, los últimos años de su vida los pasó en Kenia, ya que por motivos de salud tuvo que alejarse del húmedo y frío clima londinense.

martes, 13 de febrero de 2018

MIÉRCOLES DE CENIZA


La imposición de las cenizas nos recuerda que nuestra vida en la tierra es pasajera y que nuestra vida definitiva se encuentra en el Cielo. La Cuaresma comienza con el Miércoles de Ceniza y es un tiempo de oración, penitencia y ayuno. Cuarenta días que la Iglesia marca para la conversión del corazón. Las palabras que se usan para la imposición de cenizas, son:

- "Recuerda que polvo eres y en polvo te convertirás"

- "Conviértete y cree en el Evangelio".

Antiguamente, los judíos acostumbraban a cubrirse de ceniza cuando hacían algún sacrificio y los ninivitas también usaban la ceniza como signo de su deseo de conversión de su mala vida a una vida con Dios. En los primeros siglos de la Iglesia, las personas que querían recibir el Sacramento de la Reconciliación el Jueves Santo, se ponían ceniza en la cabeza y se presentaban ante la comunidad vestidos con un "hábito penitencial". Esto representaba su voluntad de convertirse. En el año 384 d.C., la Cuaresma adquirió un sentido penitencial para todos los cristianos y desde el siglo XI, la Iglesia de Roma acostumbra poner las cenizas al iniciar los 40 días de penitencia y conversión. Las cenizas que se utilizan se obtienen quemando las palmas usadas el Domingo de Ramos del año anterior. Esto nos recuerda que lo que fue signo de gloria pronto se reduce a nada.

También fue usado el período de Cuaresma para preparar a los que iban a recibir el Bautismo la noche de Pascua, imitando a Cristo con sus 40 días de ayuno. La imposición de ceniza es una costumbre que nos recuerda que algún día vamos a morir y que nuestro cuerpo se va a convertir en polvo. Nos enseña que todo lo material que tengamos aquí se acaba. En cambio, todo el bien que tengamos en nuestra alma nos lo vamos a llevar a la eternidad. Al final de nuestra vida, sólo nos llevaremos aquello que hayamos hecho por Dios y por nuestros hermanos los hombres. Cuando el sacerdote nos unge la frente con la señal de la cruz, utilizando la ceniza, debemos tener una actitud de querer mejorar, de querer tener amistad con Dios. El miércoles de ceniza y el viernes santo son días de ayuno y abstinencia. La abstinencia obliga a partir de los 14 años y el ayuno de los 18 hasta los 59 años. El ayuno consiste en hacer una sola comida fuerte al día y la abstinencia es no comer carne. Este es un modo de pedirle perdón a Dios por haberlo ofendido y decirle que queremos cambiar de vida para agradarlo siempre.

La oración en este tiempo es importante, ya que nos ayuda a estar más cerca de Dios para poder cambiar lo que necesitemos cambiar de nuestro interior. Necesitamos convertirnos, abandonando el pecado que nos aleja de Dios. Cambiar nuestra forma de vivir para que sea Dios el centro de nuestra vida. Sólo en la oración encontraremos el amor de Dios y la dulce y amorosa exigencia de su voluntad. Para que nuestra oración tenga frutos, debemos evitar lo siguiente:

La hipocresía: Jesús no quiere que oremos para que los demás nos vean llamando la atención con nuestra actitud exterior. Lo que importa es nuestra actitud interior.

La disipación: Esto quiere decir que hay que evitar las distracciones lo más posible. Preparar nuestra oración, el tiempo y el lugar donde se va a llevar a cabo para podernos poner en presencia de Dios.

La multitud de palabras: Esto quiere decir que no se trata de hablar mucho o repetir oraciones de memoria sino de escuchar a Dios. La oración es conformarnos con Él, nuestros deseos, nuestras intenciones y nuestras necesidades. Por eso no necesitamos decirle muchas cosas. La sinceridad que usemos debe salir de lo profundo de nuestro corazón porque a Dios no se le puede engañar. Al hacer sacrificios, debemos hacerlos con alegría, ya que es por amor a Dios. Si no lo hacemos así, causaremos lástima y compasión y perderemos la recompensa de la felicidad eterna. Dios es el que ve nuestro sacrificio desde el cielo y es el que nos va a recompensar. “Cuando ustedes oren, no hagan como los hipócritas: a ellos les gusta orar de pie en las sinagogas y en las esquinas de las calles, para ser vistos. Les aseguro que ellos ya tienen su recompensa. Tú, en cambio, cuando ores, retírate a tu habitación, cierra la puerta y ora a tu Padre que está en lo secreto; y tu Padre, que ve en lo secreto, te recompensará. Cuando oren, no hablen mucho, como hacen los paganos: ellos creen que por mucho hablar serán escuchados. No hagan como ellos, porque el Padre que está en el cielo sabe bien qué es lo que les hace falta, antes de que se lo pidan” (Mt. 6, 5-8)

“El miércoles de ceniza se abre una estación espiritual particularmente relevante para todo cristiano que quiera prepararse dignamente para la preparación del misterio pascual, o sea, el recuerdo de la Pasión, Muerte y Resurrección del Señor. Este tiempo vigoroso del Año Litúrgico se caracteriza por el mensaje bíblico que puede ser resumido en una sola palabra: "matanoeiete", es decir "Convertíos". Este imperativo es propuesto a la mente de los fieles mediante el rito austero de la imposición de ceniza, el cual, con las palabras "Convertíos y creed en el Evangelio" y con la expresión "Acuérdate que eres polvo y al polvo volverás", invita a todos a reflexionar acerca del deber de la conversión, recordando la inexorable caducidad y efímera fragilidad de la vida humana, sujeta a la muerte.

La sugestiva ceremonia de la Ceniza eleva nuestras mentes a la realidad eterna que no pasa jamás, a Dios; principio y fin, alfa y omega de nuestra existencia. La conversión no es, en efecto, sino un volver a Dios, valorando las realidades terrenales bajo la luz indefectible de su verdad. Una valoración que implica una conciencia cada vez más diáfana del hecho de que estamos de paso en este fatigoso itinerario sobre la tierra, y que nos impulsa y estimula a trabajar hasta el final, a fin de que el Reino de Dios se instaure dentro de nosotros y triunfe su justicia. Sinónimo de "conversión" es así mismo la palabra "penitencia"... Penitencia como cambio de mentalidad. Penitencia como expresión de libre y positivo esfuerzo en el seguimiento de Cristo”.

Extracto de la catequesis de San Juan Pablo II sobre el miércoles de ceniza (pronunciadas el 16-2-1983)

TRES MÚSICOS QUE VENDIERON SU ALMA AL DIABLO

La frecuentación entre los demonios y los artistas no necesariamente incluye la posibilidad de un pacto satánico. De hecho, a lo largo de los años se han forjado verdaderas amistades entre el arte y el infierno; por ejemplo, entre el demonio Zorneo y sus dos grandes discípulos: el marqués de Sade y Casanova, o Asmodeo, que manifestaba una peculiar predilección por Oscar Wilde. Ahora bien, el motivo folklórico del pacto con el diablo propiamente dicho alcanzó la excelencia con la historia de Fausto y el demonio Mefistófeles. Sin embargo, no todos los hombres que vendieron su alma al diablo lo hicieron para conseguir el amor de una mujer. Algunos, de hecho, se embarcaron en este riesgoso acuerdo contractual para obtener a cambio un talento sobrehumano.

La idea del pacto satánico se basa en la noción de que el fin justifica los medios, es decir, que el éxito personal está por encima de todo lo demás. A lo largo de la historia existen muchos casos de supuestas personas que vendieron el alma al demonio a cambio de ciertas habilidades, y los músicos son, probablemente, los intérpretes del oficio más asociado a esta leyenda. Por regla general, los músicos acusados de vender su alma al diablo coinciden en tres características: un talento fuera de lo común, un enorme éxito durante un corto período de tiempo, y una muerte prematura. A continuación repasaremos muy brevemente tres historias de músicos acusados de haber vendido su alma a Lucifer.

Robert Johnson (1911-1938)
Se dice que Robert Johnson se crió trabajando en una plantación de Clarksville, Mississippi, soñando obsesivamente en convertirse en un gran músico de blues. Cierta noche, un forastero que estaba de paso se ofreció a afinarle la guitarra y luego interpretó una o dos melodías que estremecieron al joven Johnson. El muchacho le rogó que le enseñara a tocar de ese modo. El misterioso hombre aceptó, a cambio de que le entregara su alma. Esta es la razón que muchos cronistas encontraron para el descomunal talento de Robert Johnson y su escasa formación musical. Antes de morir a los 27 años de edad, Robert Johnson compuso una de sus mejores canciones, y la que probablemente reafirmó aquella oscura leyenda de pactos satánicos: Yo y el blues del diablo (Me and the Devil Blues).

Giuseppe Tartini (1692-1770)
Antes de que Giuseppe Tartini alcanzara la fama debido a su increíble habilidad con el violín, se lo suele retratar como un pobre y mediocre violinista decepcionado con la vida y la música. Cierta noche, cuenta la leyenda, el diablo se le apareció en sueños. El príncipe de las tinieblas tocó para él una melodía tan compleja y elegante que Tartini despertó, sobresaltado; y acto seguido trató de apuntar las notas que había escuchado en sueños. Con el tiempo, aquella sonata llegó a ser conocida como El trino del diablo (Il trillo del Diávolo); tal vez la pieza musical para violín más difíciles de interpretar; a tal punto que llegó a decirse que parece compuesta para alguien con seis dedos. Por cierto, aquel sexto dedo es conocido aún hoy como el dedo del diablo.

Niccolò Paganini (1782-1840)
Probablemente uno de los músicos más virtuosos de su tiempo, y sin dudas uno de los mejores violinistas de la historia, Niccolò Paganini escribió piezas para violín desde la más tierna infancia. Su padre rápidamente advirtió el talento de su hijo y lo estimuló a que llevara sus creaciones a las iglesias, donde servía espiritual y musicalmente. No obstante, sus rivales no creían que ninguno de sus trabajos fuese realmente suyo, sino más bien el fruto de algún tipo de pacto satánico. Rápidamente se propagó el rumor de que Niccolò Paganini había vendido su alma al demonio a cambio de convertirse en un gran violinista. Esta leyenda, sin embargo, no lo perturbó demasiado, e incluso hizo mucho para estimularla. Según el poeta Heinrich Heine, cada vez que Niccolò Paganini tocaba su violín siempre se veía una figura oscura detrás de él. Más allá de que esto pudo haber sido una puesta en escena, desde luego, patrocinada por el propio Paganini, lo cierto es que, tras su muerte, la Iglesia le negó el entierro según el rito católico. Pasarían cuatro años desde su muerte para que el Papa emitiera una orden por la cual su cuerpo podía ser enterrado en suelo sagrado. Desde entonces, en 1876, el cuerpo de Niccolò Paganini descansa en el cementerio de Parma.

LOS ANUNNAKI

Los Anunnaki (antigua transcripción acadia por el sumerio Anunna) son un grupo de deidades sumerias y acadias que son identificados en los textos como los Anunna y con los Igigi, los dioses menores. Originalmente pertenecían al panteón de la ciudad de Nippur. Se mencionan también en Lagash y en Eridú. En esta última ciudad los Anunna eran cincuenta. Según la mitología mesopotámica, los Anunna eran, inicialmente, los dioses más poderosos y vivían con Anu en el cielo. Posteriormente, sin que se haya establecido un motivo claro de este cambio, fueron los Igigi los considerados como dioses celestes mientras el término Anunna se empleaba para designar a los dioses del Inframundo, especialmente a siete dioses que hacían la función de jueces en el Inframundo.

En el mito de Atrahasis se afirma que, antes de la creación del hombre, los dioses tenían que trabajar para vivir. Entonces, los Anunna lograron que una categoría de dioses inferiores, los Igigi, trabajaran para ellos, hasta que se rebelaron y rehusaron continuar trabajando. Entonces Enki creó a la humanidad para que esta asumiera la responsabilidad de realizar las tareas que los dioses menores habían abandonado y a través del culto suministrarían el alimento a los dioses. En el poema Enûma Elish, fue Marduk quien creó la humanidad y después dividió a los Anunna entre el cielo y la tierra y les asignó tareas. A continuación, los Anunna, agradecidos a Marduk, fundaron Babilonia y edificaron un templo en su honor, llamado Esagila. En el Poema de Gilgamesh, la morada secreta de los Anunna estaba en el Bosque de los Cedros. En la versión sumeria del Viaje de Inanna a los Infiernos, los Anunna ejercen una labor de jueces del Inframundo y condenan a muerte a la diosa Inanna en su enfrentamiento contra su hermana Ereshkigal.

La reinvención del término de los Anunna a través de su forma acadia, Anunnaki, surgió en 1964, tras la publicación del libro Mesopotamia antigua: retrato de una civilización muerta, del asiriólogo Adolph Leo Oppenheim, quién popularizó este concepto que fue tomado por distintos blogs y personajes del mundo esotérico y de pseudociencias de Internet. El azerbaiyano Zecharia Sitchin publicó una decena de libros conocidos como Crónicas de la Tierra a partir de los años 1970. En ellos, supuestamente quedaban traducidas tablas sumerias de escritura cuneiforme y textos bíblicos en su escritura original. En el libro El 12º planeta narra la llegada de los Anunnaki a la Tierra procedentes de un supuesto planeta llamado Nibiru hace unos 450 000 años: seres altos de unos 3 metros de altura de piel blanca, cabellos largos y barba, quienes se habrían asentado en Mesopotamia y que, por ingeniería genética, aceleraron la evolución del Neanderthal a Homo Sapiens aportando su propia genética, por la necesidad de tener trabajadores esclavos.

Según los escritos de Sitchin, la tecnología y poder de los Anunnaki aún no habría sido superada, planteando que podían efectuar viajes espaciales y manejar la ingeniería genética hace 450 000 años, y que habrían dejado sus rastros en toda la Tierra con tecnología aún desconocida, por ejemplo, en la construcción de pirámides (egipcias, mayas, aztecas y chinas), en el círculo megalítico de Stonehenge, en el "puerto espacial de Baalbeck", en las líneas de Nazca y en Machu Pichu. Las suposiciones de Sitchin han sido descartadas por científicos, historiadores y arqueólogos, que están en desacuerdo con su "traducción" de textos antiguos y su comprensión errónea de la física.

FRAY MAMERTO ESQUIÚ


Fray Mamerto de la Ascensión Esquiú nació el 11 de mayo de 1826 en la localidad de la Callesita (Dto Piedra Blanca) en la provincia de Catamarca, Hijo de Santiago Esquiú, soldado Catalán enviado por España al Río de la Plata que combatió en el alto Perú hasta ser hecho prisionero por los patriotas; su madre María de las Nieves Medina criolla catamarqueña. Su madre le impuso el nombre de Mamerto de la Ascensión, en homenaje al día en que nació: San Mamerto y el misterio de la Ascensión del Señor, que ese año había caído el mismo día. Desde los cinco años comenzó a usar, por intermedio de su madre, el hábito franciscano que no lo abandonó en toda su vida, como promesa de su delicado estado de salud. Ingresó al noviciado del convento franciscano catamarqueño el 31 de mayo de 1836 y al cumplir 17 años se ordenó sacerdote celebrando su primera Misa el 15 de mayo de 1849. Se dedicó fervientemente a la educación siendo maestro de niños y catedrático en el Convento a lo cual dedicó mucho entusiasmo además de fervorosas homilías.

Luego de la cruenta Guerra Civil, el 9 de julio de 1853 predicó su famoso Sermón Constitucionalista (Laetamur de Gloria Vestra), con motivo de la jura de la Constitución Nacional, donde pidió concordia y unión para los argentinos, alcanzando trascendencia nacional. En este discurso Esquiú dejó asentadas muchas verdades, enseñanzas luminosas y una doctrina jurídica y sociológica sólida. El 28 de marzo de 1854 pronuncia un nuevo sermón con motivo de la asunción de las autoridades nacionales. Después de este sermón su fama creció y el 2 de mayo el Gobierno Federal lanzó un decreto por el que se disponía la impresión por separado de los dos sermones patrios y su envío en número suficiente al autor y a todas las autoridades civiles y eclesiásticas de la Confederación, al mismo tiempo que se pedía un ejemplar autógrafo de ambos, para ser depositados en el Archivo Nacional. En 1855 es vicepresidente de la Convención que le debía dar a la provincia su constitución y el 25 de mayo de 1856 pronuncia un nuevo sermón con motivo de la instalación del gobierno provincial. Ese mismo año y accediendo a los reclamos populares, es elegido diputado de la Legislatura provincial por el departamento Valle Viejo. Fray Mamerto fomentó, inspiró y ejecutó la industria minera, la creación de la renta pública, la instalación del alumbrado público, la erección de escuelas, la introducción de la imprenta, etc.

En esta parte de su vida asume el periodismo como un modo más de expresión de su personalidad. El primer periódico catamarqueño denominado El Ambato, contuvo los primeros ensayos de Esquiú. Artículos sobre la Religión y La Patria, La Inmigración, La Educación y otros mostraban sus intereses y su profunda vocación patriótica. En setiembre de 1861 se le concedió permiso para residir en el Convento Franciscano de Tarija, Bolivia, famoso centro de irradiación espiritual, apostólica y misionera; este hecho habría sido una gran ilusión del Fray desde que era estudiante. La falta de vida en común y los acontecimientos que se precipitaban sobre la Patria, las luchas internas que significarían la derrota de la Confederación de Pavón provocaron mucho desánimo en Esquiú, quién no dudó un instante acerca de su traslado al país hermano. Y fue así que el 18 de mayo de 1862, después de haber intentado gestionar una misión de paz ante el gobierno santiagueño por encargo del catamarqueño, comienza su alejamiento. El 16 de mayo Esquiú llega a Tarija, para consagrar su vida a la oración y al estudio. El 28 de ese mismo mes comenzaba la redacción de su Diario de recuerdos y memorias, extenso documento espiritual en el que quedara retratada su vida. Al poco tiempo de su estadía en Tarija efectuó las predicaciones cuaresmales del año 1863, como así también la evangelización de los chiriguanos, la confesión de enfermos de fiebre amarilla, la enseñanza de la teología y la atención espiritual de un lazareto. Fue designado profesor de teología en el Seminario y colaborador directo del Arzobispo. También se le asignó la creación de un periódico de inspiración cristiana, que se concretó el 15 de setiembre de 1868 recibiendo el nombre de El Cruzado.

La defensa de la Iglesia en las páginas de El Cruzado fue tal, y en especial la del papado, que Fray Mamerto recibió un cálido reconocimiento en la persona del Papa Pío IX. Tras la muerte de Mariano José de Escalada, primer Arzobispo de Buenos Aires, el Senado con fecha 22/08/72 propone a Fray Mamerto Esquiú para cubrir tal cargo, designación que fue rechazada por el Fray con una renuncia fechada el 12 de diciembre de 1872. Luego de estos acontecimientos se dirigió a Ecuador y Perú, retornando luego a Bolivia volviendo a asumir su oficio de predicación yendo por diversas ciudades. El 1º de mayo de 1875 dejaba para siempre Tarija, teniendo como meta Catamarca a donde llegó el 21 de setiembre. En las fiestas de San Francisco y de Santa Teresa, volvió a predicar frente a su pueblo. El 24 de setiembre le fue solicitado una prédica con motivo de la realización de una misa en acción de gracia por la inauguración de la Convención Constituyente que se abocaba a la reforma de la Constitución Provincial. El 4 de febrero de 1876, después de finalizar todo lo necesario para cumplir con su proyectado viaje a Tierra Santa, emprende el recorrido desde Catamarca. Primero Córdoba y después Rosario y el convento histórico de San Lorenzo; de allí se trasladó a Montevideo. Finalmente el 21 de marzo embarca para Europa pasando por Río de Janeiro. El 24 de abril desembarca en Marcella y de allí parte a Génova desde donde se dirige a Roma el 28. El 8 de junio parte a Nápoles y desde ahí pasa a Alejandría, para llegar el 27 a Jerusalén. El General de la Orden lo llama a Roma, alejándose el 8 de diciembre de 1877 después de casi un año y medio de estadía en Palestina. La misión que le encomendara el General era el restablecimiento de la vida según el ideal de San Francisco, como un humilde obrero. El 22 de enero se dirigió por brevísimo tiempo a Asís. El 25 vuelve otra vez a Roma, donde en el mes de abril conoce al nuevo Papa, León XIII. Génova lo vio partir el 2 de mayo.

El 28 de mayo de 1878 Fray Mamerto se reencontraba nuevamente con su Patria y el 8 de junio llegó a Catamarca. A la semana de su arribo a Catamarca, es elegido convencional para la reforma de la constitución provincial, lo cual es aceptado por Esquiú. Se dedica al estudio y redacción de un Proyecto de constitución, que se destaca por la amplitud de miras y la salvaguardia de los intereses populares. Fray Mamerto Esquiú fue consagrado obispo de Córdoba el día 12 de diciembre de 1880, y tomó posesión de su sede episcopal el día 16 de enero del año siguiente aunque siempre creyó no corresponderle la dignidad episcopal. Fray Mamerto Esquiú falleció sorpresivamente el 10 de enero de 1883 a las 15 en la “Posta catamarqueña de El Suncho” mientras regresaba de la Rioja en Diligencia. Los Diarios de la época publicaban:

“Ha muerto no sólo un gran pastor, sino un gran hombre, que iluminó con sus prodigiosos talentos y con la luz de sus conocimientos profundos, el claustro, la Cátedra Sagrada [...] el humilde entre los humildes, que vivía más humildemente aún, ha expirado en un lugar humilde, solitario, privado de todo recurso, rodeado por el misterioso silencio del desierto” (El Eco de Córdoba, 12-1-1883).

“Los buenos se van y cuando los buenos se van es porque algo serio nos prepara la providencia para los malos” (El Ferrocarril, Mendoza, 31-3-1883).

“La humildad, la pobreza, el desinterés, la castidad, el sacrificio, el amor al prójimo, la obediencia; las privaciones y los dolores impuestos a su existencia física. Todo ese conjunto que ha prescripto el rito y que pocos tienen presente, estaba encarnado en el fraile catamarqueño” (El Diario de Buenos Aires, 31-1-1883)

Mientras sus restos mortales descansan en la catedral de Córdoba, el corazón "incorrupto" del religioso permaneció custodiado en el convento franciscano de Catamarca considerándose "una Reliquia". Se realizó autopsia de su cuerpo sin vida debido a que se "sospechaba que fuese envenenado" encontrandose su corazón incorrupto "en perfecto estado de conservación". El Corazón incorrupto de Esquiú fue robado en varias oportunidades en Catamarca, surgiendo del último robo (fecha 22 de Enero de 2008)  "que sigue sin aparecer" y ser encontrado. Ha sido considerado popularmente  “Patrono de los Abogados Constitucionalistas” Fue declarado “Siervo de Dios” en 2005 y "Venerable" en 2006. Su causa de beatificación sigue avanzando.

jueves, 8 de febrero de 2018

LAS LUPERCALES

Así se llamaban en la antigua Roma a unas fiestas que se celebraban el día 15 del mes de febrero, desterradas por el Papa Vigilio en el siglo VI al substituírlas por la candelaria. Su nombre deriva supuestamente de lupus (lobo, animal que representa a Fauno Luperco) e hircus (macho cabrío, un animal impuro). Fueron instituidas por Evandro el arcadio en honor de Pan Liceo (también llamado Fauno Luperco, el que protegía al lobo, y protegía contra Februo, o también Plutón). Un cuerpo especial de sacerdotes, los Lupercos o Luperci (Sodales Luperci o amigos del lobo) eran elegidos anualmente entre los ciudadanos más ilustres de la ciudad que debían ser en su origen adolescentes que sobrevivían de la caza y el merodeo en el bosque durante el tiempo de su iniciación en la edad adulta, lo que por aquel entonces era un tiempo sagrado y transitorio en que se comportaban como lobos humanos. Se reunían el 15 de febrero en la gruta del Lupercal (más tarde llamada Ruminal en honor a Rómulo y Remo) en el monte Palatino, lugar donde Fauno Luperco tomando la forma de una loba, había amamantado a los gemelos Rómulo y Remo, y en honor de quien se hace la fiesta. La tradición cuenta que allí había una higuera cuyas raíces habían detenido la cesta en cuyo interior se encontraban los gemelos Rómulo y Remo.

Bajo la sombra de esta venerable higuera, la Ruminalis, celebraban el sacrificio de un perro y de un macho cabrío, animales que eran considerados impuros. Después se tocaba la frente de los luperci con el cuchillo teñido con la sangre de la cabra y a continuación se borraba la mancha con un mechón de lana impregnada en leche del mismo animal. Éste era el momento en que los lupercos prorrumpían en una carcajada de ritual. Luego cortaban la piel de los animales sacrificados en tiras, llamadas februa, que junto con la deidad sabina Februo, y el sobrenombre de Juno, Februalis (la que purifica), son los posibles candidatos a darle nombre al mes de Febrero. Con este aspecto y casi desnudos, sólo tapados con unas tiras de cuero, salían alrededor del monte Palatino donde golpeaban a todos los que encontraban a su paso. El ser azotado por las tiras de cuero de los luperci equivalía a un acto de purificación, y era llamado februatio. Este acto de purificación comenzó en el reinado de Rómulo y Remo, cuando las mujeres romanas se hicieron estériles. Después de consultar el oráculo de la diosa Juno, en el bosque Esquilo, ésta responde: "Madres del Lacio, que os fecunde un macho cabrío velludo". Y es ésta la razón por la que los luperci van desnudos uncidos en sangre de animales impuros (como si vinieran de caza) con pieles de lobo, golpeando con el látigo como si fuera un miembro viril.

Para las mujeres, este rito aumentaba su fertilidad poniéndole las carnes de color púrpura. Éste color representaba a las prostitutas de la época, en particular las que ejercían la prostitución sagrada con los lupercos en el Ara Máxima, también llamadas lupas o lobas. De este color vistió Helena de Troya para ofender a su marido Menelao, que como todos los reyes de la época, trataban como una esclava a sus mujeres. Hoy en día es color del feminismo). Ésta celebración la adoptó el emperador Justiniano I en el imperio de Oriente el año 542, como remedio para una peste que ya había asolado Egipto y Constantinopla y amenazaba el resto del imperio. Con el paso del tiempo el Papa Gelasio I prohibió y condenó, en el año 494, la celebración pagana de las Lupercales. Quiso cristianizar esta festividad y la sustituyó por el 14 de febrero, fecha en la cual murió martirizado un cristiano llamado Valentín, en el año 270 d.C. Las lupercalias se trocaron pues en una procesión de candelas pidiendo, en cánticos y letanías la misma protección contra la muerte y la fertilidad que procuraba Fauno Luperco, ahora elevada a esperanzas de una vida y salud mucho más alta. A pesar de todo, esta procesión de las candelas desterró el rito pagano mucho más efectivamente que todas las prohibiciones anteriores.

Esta celebración se unió más tarde a la liturgia de la Presentación, por la referencia que Simeón hace, en su canto, a Cristo como "luz de las naciones", asociada a los cirios, antorchas y candelas encendidas en las manos de los fieles. El 2 de febrero se cumplían cuarenta días desde que, en la época de San Ambrosio, se fija el 25 de diciembre como fecha del nacimiento de Jesús, también para desterrar el festejo pagano del culto al Sol. De las lupercales procede hoy la tradición del carnaval gallego característico de Xinzo de Limia, Laza y Verín, donde los cigarrones, pantallas o peliqueiros azotan a la gente con débiles fustas de cuero, con cencerros en honor a los pastores de los que Fauno Luperco era dios, y golpeando con tripas de cerdo hinchadas con la mano.

EVANGELICOS EN LA POLITICA LATINOAMERICANA

La participación pública de pastores y seguidores de iglesias evangélicas o neopentecostales en los procesos electorales viene creciendo y haciendo sinergia en la ofensiva conservadora vivida en la región. Se han vuelto una parte activa, con diversos niveles de protagonismo, de las facciones de derechas en sus respectivos países. Participan en elecciones –con candidaturas propias o pautadas– utilizando su poder simbólico y retórico para vincular las creencias de la fe a la elección de ofertas políticas, canalizando la desesperanza social de la población/feligreses (en su mayoría pobre) y su enojo con los partidos políticos (que no les articulan, ni les dan respuestas) de tal manera que combinan el poder de convicción de la predestinación religiosa de la salvación pos-existencial al discurso político de un porvenir moralizador y bíblico como redención terrenal. Según informes periodísticos, existen más de 19 mil iglesias neopentecostales en el continente, que organizan a más de cien millones de creyentes, es decir, una quinta parte de sus habitantes. Estas cifras indican un desplazamiento de la Iglesia Católica, con sus distintas congregaciones, como estructuras mediadoras del poder simbólico de la fe de los latinoamericanos. La estructura de la iglesia católica parece haber perdido el monopolio de la fe y poco a poco va dejando de ser el bastión de legitimación -de evasión o consulta- de las creencias y ofertas políticas para la mayor parte de la población.

Los neopentecostales, sin embargo, no son los primeros grupos religiosos en participar abiertamente en política. En la segunda mitad del siglo pasado –desde 1947– se organizaron partidos políticos afiliados a la doctrina europea de la democracia cristiana, con muy diversas posturas políticas nacionales, llegando a ganar la presidencia en algunos países (Chile, República Dominicana, Colombia, Venezuela, entre otros) y teniendo ministros, senadores y diputados en todo el continente. Aunque se trata de un proyecto en decadencia que en la actualidad no moviliza la fuerza política lograda en el siglo XX, este precedente establece –con algunas diferencias– un antecedente del “fenómeno” evangélico o neopentecostal. Los rasgos distintivos de la participación política de los neopentecostales, pastores y sus iglesias, se pueden sintetizar en cuatro: Posturas ultra-conservadoras en relación con la familia y restrictivas de las libertades sociales. Abiertos defensores del neoliberalismo y la sociedad de consumo. Gran capacidad económica ligada al aporte-convicción de sus feligreses. Despliegue mediático a partir de sus propias emisoras, canales de televisión y redes sociales. Antes de analizar esos rasgos de participación, veamos el mapeo de los partidos políticos evangelistas, sus alianzas y el porcentaje de adhesión de feligreses:

Los pastores neopentecostales se caracterizan por su capacidad de oratoria y el carisma sobre las multitudes. Se basan en las enseñanzas de las iglesias pentecostales norteamericanas fundadas a comienzos del siglo XX, de las cuales toman su doctrina religiosa centrada en la difusión y estudio del evangelio, en búsqueda del “avivamiento y encuentro con el espíritu santo como experiencia vital del pentecostal”. Eso hace que los feligreses tengan una identidad y fuerte adhesión a su Iglesia de base, más que a una estructura lejana como el Vaticano. Critican a la Iglesia católica por tener como referente al Papa (al que llaman un falso profeta) y recurren a la polémica luterana sobre la popularización masiva de la lectura y el estudio de la Biblia. Se puede decir que su desarrollo y expansión en Latinoamérica no es casual por la focalización en grupos indígenas y sectores excluidos, lo cual puede calificarse como una acción de inserción neocolonial. En Brasil, donde reunen a cerca de 22 millones de militantes pentecostales, se han convertido en un partido político con influencia decisiva sobre los destinos de la nación.
Antes del golpe parlamentario contra la presidenta Dilma Rousseff, Eduardo Cuhna lideró la bancada evangelista para impedir la concreción de normas a favor de derechos reproductivos de las mujeres y fue el líder del impeachment –juicio parlamentario- que terminó expulsando a la presidenta electa por voto popular. Interpretan las escrituras biblícas como argumentos políticos en contra de procesos políticos progresistas.

En Colombia jugaron un papel central en contra de ratificar el Acuerdo de Paz de La Habana en el plebiscito en 2016. Se han aliado con el senador y ex presidente Álvaro Uribe, quien tiene en sus listas al Congreso a pastores de la Iglesia del Avivamiento, Ríos de Vida, la Adventista y otras. Los más de 10 millones de feligreses de 266 iglesias neopentecostales fueron convocados a votar por el NO, en contra del Acuerdo de Paz, porque supuestamente atentaba contra el concepto de familia. Una interpretación hecha a conveniencia y contraria al enfoque de género incluido en el acuerdo como transversal, que se refiere a la inclusión de las mujeres en la construcción de la paz, bastante alejado a cualquier otra consideración de orden moral o de estructuración de la organización familiar (cualquiera que sea). La agenda política de los grupos/partidos evangélicos en todo el continente parece ser similar al movimiento de “Tradición, Familia y Propiedad” surgido en los años 60 en el Cono Sur y vinculado a acciones a favor de las dictaduras. Aunque este grupo fuera contrario al protestantismo, coinciden en su oposición conservadora a cualquier alteración del orden patriarcal de los roles de mujer y hombre, de cualquier aspecto sexual distinto a la reproducción y niegan cualquier idea liberal o progresista de la familia o las reformas para ampliar derechos y la democratización de la sociedad.

En general, la política a la que adhieren o promueven los pastores y las iglesias pentecostales es coincidente con el neoliberalismo, como lo expresan las iglesias evangelistas colombianas y centroamericanas, quienes fomentan la “ética protestante” ligada al libre comercio, al trabajador exitoso, ahorrador, constante y abnegado, donde “el éxito material aparece como una prueba de elección por Dios. Si un individuo gana mejor en su vida, estará tentado a asociar ese progreso a su Iglesia, y a involucrarse aún más”.

Otros pastores optan por posturas pragmáticas de derechas, como el actual alcalde de Río de Janeiro, Marcelo Crivella, del Partido Republicano Brasileño y pastor de la Iglesia Universal del Reino de Dios, quien acompañó al PT siendo Lula presidente y él senador -aunque retornó a su causa en contra de Dilma Rousseff y en la actualidad está apoyando al gobierno de Temer y sosteniendo posiciones neoliberales en la gestión de la alcaldía carioca. También existen algunos grupos evangelistas que apoyan a gobiernos progresistas como en Nicaragua y en menor medida en El Salvador, manejando un discurso pragmático de funcionalidad con el gobierno o, como ocurrió en el proceso de formación y desarrollo de la democracia cristiana, sectores de la iglesia interpretan la función social de la iglesia de formas distintas a la neoliberal. Sólo en Brasil, las autoridades fiscales reportan que las iglesias evangelistas movilizaron, en 2015, 25 mil millones de reales (7 mil millones de dólares), una astronómica cifra que le ha permitido un crecimiento exponencial a las iglesias, que manejan franquisias y sus propios templos en cualquier pueblo, ciudad o país del mundo. Las iglesias evengelicas o neopentecostales están expandiéndose de Brasil a todo el mundo, en especial a los países de Latinoamérica y África.

En Colombia tienen reportados activos por 5 mil millones de dólares. En los demás países no se conocen los montos que manejan los miles de pastores y sus iglesias, aunque se especula que es un “gran negocio de la fe”, una relación económica que no está regulada en algunos países, donde no pagan impuestos, ni los pastores están auditados por entidades del Estado que certifiquen ingresos y egresos, tipo de gastos y destinación de las ganancias. También cada feligres ayuda como predicador de la iglesia al desarrollar las campañas políticas, sin mediaciones clientelares y autofinanciados. De acuerdo a lo reportado en Brasil y Colombia, los ingresos económicos de las iglesias evangelistas en los demás países de Latinoamérica son altos, y al no ser auditados pueden destinarse a apoyar partidos políticos, o las propias candidaturas de los pastores. Una ventaja singular en la política latinoamericana, donde las campañas electorales son cada vez más profesionales y más costosas. Las iglesias evangelistas también tienen una enorme red de emisoras de radio y canales de televisión. Algunos pastores justifican estas inversiones porque es la manera de llegar al creciente número de feligreses, “ya no pueden atender a tantos de forma presencial”, lo cual acrecienta el poder simbólico a desplegar por dichas organizaciones basadas en la fe. Al tiempo que son la forma de exposición mediática/política que genera una ventaja sobre los demás candidatos.

En Brasil, estas iglesias están apoyadas por la cadena Rede Records, de propiedad del Pastor Edir Macedo, un potentado y multimillonario evangelista quien dice haber vendido más de 10 millones de copias de 34 libros, escritos sobre distintas temáticas, ayudado por sus feligreses que están repartidos en 147 países del mundo en la Iglesia Universal del Reino de Dios, la misma del actual alcalde de Río de Janeiro, Marcelo Cravella. Un sistema copiado por todas las iglesias evangélicas del continente y con una capacidad de generar mensajes culturales muy fuertes, construyendo no sólo una ética pentecostal económica y moral, sino una estética ligada a la fe, la política y la predicación del evangelio. Estos rasgos distintivos de las iglesias evangélicas son tan sólo la puerta de entrada para conocer un fenómeno que congrega multitudes en búsqueda de redención moral y la refrendación del mito de la predestinación, que está haciendo tránsito de forma creciente a la política, buscando integrar en el Estado los preceptos y verdades bíblicas que se superadas por la conquista del laicismo estatal. Son actores políticos emergentes, con una fuerza de cohesión sobre sus feligreses/votantes, que logran desequilibrar elecciones y son apetecidos por todas las formaciones políticas que coinciden con sus postulados religiosos y conservadores.

EL OSO CAROLINA

Un personaje infaltable durante los festejos del Carnaval era el “Oso Carolina”. Una piel lo cubría completamente y dentro de ella un hombre caminaba a los saltitos, al compás de la música de tamboril, arrastrado por una cadena como si estuviera amaestrado. Un hombre llevaba el extremo de la cadena y señalaba que correspondía hacer. El oso Carolina salía a caminar a la media tarde. Hacía su recorrido de cuadras y cuadras, esperando las horas de la noche cuando comenzaban a encenderse las luces de los corsos, porque era entonces cuando realizaba su entrada triunfal asustando a los chicos, regocijo de los más grandes y lástima de los mayores.

Cuando llegaban las primeras comparsas, el Oso procuraba encabezar una de ellas para que lo vieran mejor. Iba en silencio, atado a la cadena que le arrastraba su compañero y atento a las variaciones de la música para llevar con dignidad los pasos de baile. El oso Carolina y sus guardianes hacían un alto, previamente a la presentación ante las comisiones de los concursos de máscaras. Se metían en un almacén y entre todos lo despojaban de la enorme careta, que dejaba sobre una silla, mientras reclamaba a gritos algo para beber y calmar su sed. Bebido el refresco, volvía a calzar la careta y se dejaba guiar por las calles y veredas enredándose con las serpentinas.

En los concursos ganaba un modesto Diploma. Fue un héroe inútil que sufrió el Carnaval, a veces con riesgo de su vida, cuando algún gracioso intentó incendiar su disfraz. Personajes inolvidables de un Buenos Aires que se fue.

CARPENTERS


CARPENTERS fue un dúo vocal e instrumental estadounidense formado por los hermanos Karen y Richard Carpenter. Aunque se les conoce ampliamente como "THE CARPENTERS", el nombre oficial del grupo, y el usado en las grabaciones autorizadas así como en materiales de prensa, es simplemente "CARPENTERS", sin el artículo determinado. Durante sus catorce años de carrera (1969-1983), THE CARPENTERS grabaron once álbumes, cinco de los cuales tuvieron canciones en los Top 10 (CLOSE TO YOU, CARPENTERS, A SONG FOR YOU, NOW & THEN Y HORIZON), treinta y un sencillos, cinco especiales de televisión y una serie de televisión (MAKE YOUR OWN KIND OF MUSIC). Hicieron innumerables giras por los Estados Unidos, Japón, Australia, y varios países de Europa. Su carrera terminó abruptamente con la muerte de Karen el 4 de febrero de 1983. Karen falleció a los 32 años de edad de un paro cardiorrespiratorio debido a complicaciones de una anorexia nerviosa. La amplia cobertura que se hizo de las circunstancias de su muerte incrementaron la alerta social en EE. UU., sobre las consecuencias de los trastornos alimentarios.

Richard Carpenter (nacido el 15 de octubre de 1946) y Karen Carpenter (2 de marzo de 1950 – 4 de febrero de 1983) nacieron y crecieron en New Haven, Connecticut hasta el año 1963, cuando la familia Carpenter se mudó a Downey, California. Richard ha dicho en varias entrevistas que la familia se mudó a Downey para alejarse del clima frío de New Haven y acercarse al centro de la industria de la música, donde Richard podría seguir una carrera musical. Desde niño, mostraba interés en el piano. Su padre poseía una extensiva y ecléctica colección de discos que Richard escuchaba constantemente. Su hermana menor lo acompañaba en este hobby. Karen no mostraba mayor interés en la música. A diferencia de su hermano, se entretenía entre otras cosas jugando al sófbol con sus amigos del vecindario. Ya una vez viviendo en Downey, Karen se inscribió en el grupo de música del colegio, para poder eximirse de las clases de educación física y geometría. Ahí descubrió la batería. Un año después de que se mudaron a la costa Oeste, Richard y Karen formaron el «Richard Carpenter Trío» junto a Wes Jacobs, un amigo de Richard. En este trio, Richard tocó el piano, Karen tocó los batería, y Jacobs tocó la tuba y el contrabajo. Compitieron en el famoso «BATTLE OF THE BANDS» (BATALLA DE LAS BANDAS) en el Hollywood en 1966, y ganaron el primer premio, así como un contrato con el sello RCA.

Ante el poco éxito en conseguir un contrato con un sello, el «Richard Carpenter Trío» se separó. Richard, ya en la universidad, formó junto a unos compañeros el grupo «Spectrum» en 1966. Su hermana Karen también se les uniría. Otro de los integrantes de «Spectrum» era John Bettis, quien se convertiría en un famoso compositor, y quien escribió muchos de los éxitos de CARPENTERS junto a Richard. Nuevamente este grupo se disolvió ante el poco interés que sus sofisticadas composiciones generaban en el mercado y en los sellos discográficos. Richard y Karen no se dieron por vencidos. Grabaron varios demos, y los enviaron a muchos sellos discográficos. Un amigo de un amigo llevó uno de estos demos al escritorio de Herb Alpert, el cofundador de A&M Records. Luego de escuchar los primeros segundos de la cinta se dio cuenta de que estos artistas tenían talento. El 22 de abril de 1969, Richard y Karen fueron contratados por el sello A&M. Su primer álbum Offering, contenía material escrito durante los años de «Spectrum». Además de un cover de The Beatles, "Ticket to Ride". Este alcanzó el lugar 54 en las listas de las 100 canciones más populares del Billboard, lo que desanimó a los hermanos, y levantó las críticas en algunos de los ejecutivos de A&M, quienes no comprendían cómo en la época del rock y amor libre, A&M contrataba a un par de hermanos que componían música totalmente diferente a lo que se escuchaba y era popular en esos momentos.

Pero Herb Alpert confiaba en ello, y les dio otra oportunidad. Fue así como pudieron grabar en 1970 su segundo álbum "CLOSE TO YOU", que los convertiría en artistas de fama mundial. El primer single "CLOSE TO YOU", alcanzó rápidamente el puesto número 1 en el ranking del Billboard, permaneciendo ahí por varias semanas. Esto significó para los hermanos CARPENTERS apariciones en programas de televisión, revistas, contratos para cientos de conciertos, nominaciones a los Grammy, etc. Desde ahí se convirtieron en el dúo más exitoso en la historia de la música popular norteamericana, y en los más exitosos artistas de la década de los setenta en los Estados Unidos. Todo lo que tocaban se convertía en oro, disco tras disco, canción tras canción. Pero a mediados del año 1975 las ventas de sus discos comenzaron a decaer. A esto se suman los problemas de salud de Karen, que los obligaron a cancelar una gira europea y por Japón. Era tal el agotamiento y estrés físico de la cantante, que muchos medios temían que padecía de cáncer. Su fan club emitió un comunicado señalando que los rumores eran infundados. Que sólo se trataba de estrés.

Los CARPENTERS llegaron a realizar más de 200 presentaciones en vivo cada año. Karen fue internada y guardó reposo por prescripción médica. Al par de meses ya estaba nuevamente grabando canciones y haciendo presentaciones. Incluso cambiaron de mánager para poder darle nuevos bríos a su carrera. Jerry Weintraub, quien había trabajado con artistas de la talla de John Denver, Elvis Presley y Frank Sinatra era ahora su mánager. De inmediato se interesó en involucrar a los CARPENTERS con la televisión, ya que éste era un excelente medio publicitario. Fue así como consiguió un contrato para un estelar con la ABC, "THE CARPENTERS FIRST TELEVISION SPECIAL" en el año 1976. Fue tal el éxito comercial de éste, que les significó un contrato por cinco especiales más con la cadena televisiva. Para septiembre de 1976 Karen empieza a manifestar cambios físicos propios de la anorexia nerviosa. Sus discos se vendían, pero sus canciones no conseguían volver a los primeros lugares de los rankings. Su mánager trataba de tranquilizarlos. "Todos los artistas tienen sus años buenos y malos", les decía. Richard Carpenter se había vuelto adicto a los QUAALUDES, unas pastillas para dormir, pero que tomada en diferentes cantidades, producían exactamente lo contrario. Era tal la dependencia a estas drogas, que llegó un momento donde ni siquiera podía tocar el piano, ya que sus manos temblaban incontrolablemente.

Fue así como durante una serie de conciertos en Las Vegas en 1978, decidió que no podía seguir adelante y necesitaba buscar ayuda médica. Cancelando todas sus presentaciones futuras. Esta sería la última ocasión en que los CARPENTERS tocarían en vivo. Richard trató de convencer a su hermana de que ella también necesitaba ayuda médica, que tenía un problema y debía enfrentarlo. Pero Karen tenía otros planes en mente. Gente del mismo sello le había propuesto que grabara un disco solista mientras su hermano tomaba su año sabático. Karen se entusiasmó y le consiguieron a uno de los más exclusivos productores, Phil Ramone. Pero Ramone tenía sus oficinas en New York, lo que significaba abandonar Los Ángeles y viajar miles de kilómetros hasta la gran manzana. En un gesto de independencia, y a los 29 años, Karen Carpenter decide mudarse a New York y comenzar a grabar su primer disco solista junto a Ramone. Grabaron varias canciones junto a la banda de Billy Joel, y se hicieron todos los preparativos para lanzar el disco y promocionarlo como el lanzamiento del año. Lamentablemente cuando los ejecutivos de A&M junto a Richard Carpenter escucharon las pistas, decidieron cancelar el lanzamiento del disco, señalando que no era un material apropiado para el mercado.

Ni la voz de Karen, ni la fina producción de Ramone, o los elogios de Quincy Jones al proyecto sirvieron de nada. Hasta el día de hoy muchos aseguran que la verdadera razón detrás de esta decisión fue el temor que Richard Carpenter y otros tenían de la independencía que significaba para Karen lanzar un disco solista, y que su éxito eclipsaría un futuro regreso de los CARPENTERS como dúo. Ramone señala que Karen nunca pensó en terminar con la carrera del dúo, sino que quería tener mayor poder de decisión en el material que grababa, así como ser reconocida por sus padres como una artista, no una parte de un dúo. En 1980, se muda a New York para ir a terapia 5 días a la semana a la consulta de Steven Levenkron, un especialista en el tratamiento de la anorexia nerviosa. En New York socializa con sus amistades, y se sorprende gratamente cuando al encontrarse con John Lennon éste le dice: "Permíteme decirte cariño que tienes una voz increíble". Luego de meses de terapia, y muy poco avance, Karen le comenta a su médico que siente que su corazón late de manera extraña. Es internada de urgencia en el Hospital Lennox Hill de New York, donde es alimentada intra venosamente por más de un mes. Luego de subir de peso, y decidida a regresar a su hogar, Karen abandona su tratamiento, aunque su doctor le dice que aún no es tiempo. Ella se compromete a no tomar laxantes y a mantener su peso, así como alimentarse apropiadamente y llamarlo a diario para continuar la terapia por teléfono.

Regresa a Los Ángeles a fines de 1982 para pasar la Navidad junto a su familia. Una vez en Los Ángeles vuelve a su rutina diaria. A fines de enero de 1983 es entrevistada durante una sesión de fotografías para la entrega de los premios Grammy. Luego visita a su abogado para revisar los papeles del divorcio, a los cuales les hacen algunas modificaciones, y agendan una reunión para el 4 de febrero para firmar la petición de divorcio. El 3 de febrero, mientras está en su departamento de Century City, Karen se da cuenta de que su secadora no funciona y va a visitar a sus padres para que la acompañen de compras, y conseguir una nueva. No les es posible encontrar el modelo que busca y los invita a cenar. Más tarde en casa de sus padres, les dice que está muy cansada para regresar a su departamento, así que se quedará con ellos, pasará la noche ahí.

Se va a su cuarto, llama a Phil Ramone y conversan sobre el disco solista que habían grabado hace un par de años, y de cuán orgullosa ella estaba de éste. Después llama a su amiga Frenda Leffer para que la acompañe a la oficina de su abogado la mañana siguiente a firmar los papeles de su divorcio. Luego telefoneó a Olivia Newton-John para juntarse con ella y pasar el fin de semana juntas. A la mañana del 4 de febrero de 1983, Karen despierta y va a la cocina a prender la cafetera, y luego regresa a su habitación. Su madre se levanta y pasan los minutos y no hay señales de Karen, así que sube a su habitación donde la encuentra inconsciente. En minutos llega una ambulancia y se la llevan a la sala de urgencias. Mientras Richard quien se une a sus padres en la clínica, impaciente espera cualquier información. Luego de 30 minutos, aparece el doctor y les dice: "Lo siento, Karen está muerta".